martes, diciembre 29

Lo que toca no se toca

En esta fechas tan entrañables no pega para nada un post 'prozac', ni uno 'nombres' ni mucho menos uno 'yo sobreviví a' ni nada de esas penas deprimentes, no. Lo que pega o como diría Theo, mi Theo, lo que toca es lo que toca. Jijí-jajá, o sea.

Lo malo es que soy un trijte y maj que trijte por lo que sacar la vis cómica me cuesta un jartá, y es que hasta en los saraos en los que la gente habitualmente se desmelena yo me cohíbo. El otro día, por ejemplo, estuve en la cena navideña de empresa. Sí, esas cenas en las que se come muy poco y muy mal pero en las que la gente suele pagar a gusto con tal de que les dejen emborracharse después de malcomer y terminar bailando dando saltitos, un pie adelante otro atrás y los brazos flexionados con las manos cerca del abdomen. Y así todo el rato. Incansablemente.

Yo nunca voy y suelo poner siempre algún achaque estúpido, como todos los achaques, con tal de no aguantar las deprimentes coreografías y las caras presuntamente satisfechas de mis compañeras-os, pero este año me han cogido en la hora tonta y he ido. A la mala hora, porque fue también Ismael, el giocondo, ese compañero que me pone como un burro con sólo dedicarme una caída de pestañas de esos ojos negros en esa cara morena encima de ese cuerpo diez, bueno, dejémoslo en ocho y medio que ya es p´a cagarse.

Ismael, después del baile de los saltitos, se cogió un pedo importante y no podía –debía- conducir. Yo, gilipollas que me parieron, intenté eludir llevarlo a su casa pero él me abordó directamente y no pude –quise- negarme. Así que lo llevé, lo metí en casa y lo tumbé en la cama, donde cayó casi inconsciente, le quité los zapatos, la camiseta y los pantalones. Y allí quedó, aquella maravilla en calzoncillos y calcetines, encima del edredón diciendo “cómeme, pero cómeme ya”.

Y entonces yo recordé que al día siguiente tendríamos que vestirnos de blanco nosocomial, que tendríamos que mirarnos a la cara, que probablemente yo no estaría entendiendo bien las señales y que “donde tengas la olla no metas la polla”.

Al día siguiente me dio las gracias por llevarlo a casa, y yo me sentí, una vez más, trijte y maj que trijte.


domingo, diciembre 27

Yes, a love tribute

Aprovecho que estáis algo perdidos en la navidad para este post, porque quiero dar un homenaje en la ‘intimidad’ de la blogosfera a mi banda favorita, con diferencia.

Me la presentó en el 75 Alberto, que tenía varios vinilos de ellos y que escuchábamos una y otra vez en su casa, en su habitación. A veces pienso que el amor que siento por este grupo vino proyectado por el que sentía por él y que me tenía totalmente trastornado por no ser correspondido. A él lo dejé de ver y lo dejé de amar pero no a ellos que, con sus altibajos, me han tenido enganchado hasta hoy, que son unos abueletes.

Casi 35 años después, una canción de amor para evocar aquel sentimiento inolvidable que me dejó este legado musical y unos recuerdos imborrables.


jueves, diciembre 24

Men at work



Esta noche es nochebuena
y mañana navidad,
coge el fonendo enfermero
que te toca trabajar.



Esta es la versión del conocido hit que cantarán para sus adentros muchos compañeros esta noche. A mí este año me cuadran muy bien las fiestas, entendiendo por 'muy bien' que mañana a las ocho en punto tendré que estar ya vestidito de blanco y que en noche vieja tendré el cuerpo roto tras dos noches nosocomiales y tendré que apoyarme en el Primperan para tolerar la cena y las uvas. Quién me mandaría a mí..., con lo a gusto que estaba de cajero en el economato.

lunes, diciembre 21

God´s visit

Se abre la veda en este engendroblog para la caza, mediante acoso y derribo, de aquellos que alcanzaron la gloria con el exclusivo mérito de haber estado en el momento y lugar oportunos. Las viejas del lugar, colectivo al que me quedan dos telediarios para pertenecer, suelen utilizar una expresión con mucho ángel: “lo ha venido Dios a visitar”.

La primera pieza capturada es Charlie Watts, presunto batería de los Rolling Stones. Se hizo famoso por aparecer siempre, rodeado de tambores y platillos, tras Mick Jagger. Su técnica nos recuerda al conejito de Duracell, sus ‘performances’ al conejito de Duracell y su energía en el escenario, al conejito de Duracell, esta vez ya sin las famosas pilas. Y para colmo se llama Watts, es decir, Vatios. Qué fuerte, o sea.

En este video, en el que podemos ver a un Mick Jagger de kindergarten con el síndrome de las piernas inquietas, se aconsejan los minutos 0.46 y 1.53 donde podemos apreciar la fuerza y virtuosismo que encumbraron a este buque insignia del ritmo .



domingo, diciembre 20

Yo sobreviví a Los Chiripitifláuticos

Aquellos niños jugaban diariamente en la calle sin tráfico mientras sus despreocupadas madres escuchaban la novela en la radio. Muchas veces llegaban heridos a casa y ellas, primeramente, les daban unos azotes en el culo, bueno, y en la cabeza o donde pillara, y cuando terminaba la novela les echaban mercromina y otra vez a la calle. Yo fui un niño lumpen , de esos de 'mercromina y a la calle', de muchos churretes y pantalones cortos hasta con pelusilla en el bigote, luciendo todo el verano las rodillas llenas de postillas como Jesucristo. Una vida exterior dura y una interior más dura aún por mi ‘ostracismo’ sexual.

Sin embargo, todas las tardes cuando daban las seis nos íbamos a casa a ver la tele, como respondiendo a una llamada, una cosa así como en La fuga de Logan cuando iban a reciclarse. El programa en cuestión empezaba con una cancioncilla y, cuando terminaba, allí salía un grupo de personas adultas que se comportaban como niños deficientes, contando y cantando historias tan cursis como todos ellos pero que nos hipnotizaban totalmente. A nosotros, al lumpen.

Una señora marimandona, un capitán de safari pedante, un bobalicón con boina que cometía faltas de ortografía verbales, y un señor muy mayor vestido de tirolés componían el conjunto inicial al que progresivamente se unirían otros personajes igualmente surrealistas. Uno era un payaso que se llamaba Poquito y que a mí me ponía bastante, lo que pasa es que por entonces yo sólo sabía que me daba cosquillas por la churrilla cuando lo veía, sin más.

Cuando terminaba el programa acababa la hipnosis y de nuevo a la calle, a jugar sin juguetes, que ni falta hacían.


viernes, diciembre 18

Fran, el recluido

Aquellos años de Chueca.com, ¿recuerdas?. Tus stripteases, lo delgadillo que estabas y aquel rabo que sacabas que nunca dejaba de sorprenderme. Siempre tan complaciente que incluso consentías en mostrarte totalmente cuando sabías de antemano que mi cara sería siempre un enigma para ti, incluso seguiste haciéndolo cuando supimos que éramos compañeros. Y enseguida, los interrogatorios. Que si qué categoría profesional, que si qué turno, que si qué vestuario, que si qué pasillo,…Yo, que no creo ni en el destino ni en la predestinación, no he podido evitar algún que otro repeluco cada vez que te miraba, a partir de entonces, en los pocos momentos que coincidíamos en aquel pasillo entre las taquillas, yo reconociéndote y tú, sospechándome.

Yo me creía el más atormentado hasta que supe que viviste en clausura, en aquel monasterio. Historias como la tuya, Fran, son las que me hacen comprender que las musas literarias viven entre nosotros y no en las mentes alucinadas de los autores. Leerte en tiempo real fue todo un privilegio, de aquel pecado de amor ‘intramuros’, de las paranoias de conciencia, de la pérdida de la autoestima, del traslado de monasterio por el incidente, del abandono de la Orden,…

Ahora nos cruzamos mucho, nos encontramos, y no sé por qué está pasando esto, porque ya te he dicho que no creo en el destino, será por eso que no quiero prestar demasiada atención a tus miradas que no entiendo por qué ahora tienen que ser cada vez más largas y más intensas, más dulces.


martes, diciembre 15

Dust in the strings

Cierro los ojos un momento y todos mis sueños pasan por delante con curiosidad. Siempre la misma canción, tan sólo una gota de agua en el mar sinfín y todo cuanto hacemos se derrumba aunque no queramos verlo. Nada dura para siempre, sólo la tierra y el cielo. Y es que todo lo que somos es polvo en el viento.

Parece ser que se venden mejor la corcheas si envuelven armoniosas algún poema triste. Kansas lo hizo así alcanzando la gloria, y 30 años más tarde Mago de Oz a partir de unos malabares no muy afortunados con la letra pero con un evocador toque vikingo en la música, la rescató aunque sin aportar poco más que el sonido celta en una introducción quizá demasiado larga.

Ésta es una vieja canción que nació ‘sin corriente’ cuando aún no estaba de moda esto de cantar arropado sólo con cuerdas. Una canción triste para una noche de invierno, fría como ésta.



domingo, diciembre 6

Comenzamos

Cuando he sacado al perro y no he visto a nadie en el parque donde a estas horas suele haber siempre varios congéneres con sus respectivos dueños, alguno de ellos bastante apetecible por cierto, me he extrañado momentáneamente. Domingo por la tarde y nadie, o sea, fútbol en la tele.

Yo, verá usted, es que de fútbol no entiendo ‘na’ de ‘na’, bueno de muchas otras cosas, tampoco, pero a lo que iba, es que el fútbol me da como… ¿cómo diría yo?..., ¿asco?, sí, eso es, mucho asco. Aquí en el suroeste decimos ‘qué fatiga me da’, donde ‘fatiga’ tiene una relación de sinonimia con ‘nausea’ y no con ‘cansancio’.Tengo que aclarar que no me estoy refiriendo a veintidós hombres vestidos por igual, mitad de una firma y mitad de otra, esforzándose (bueno, no siempre) por reubicar reiteradamente una pelota, que salta y que bota, a base de puntapiés. No, mi ‘fatiga’ viene del marketing, del merchandising, del business y del show-business que lo rodea.

Y tras este rodeo, a todas luces innecesario, lo que quería verdaderamente es re-reivindicar mi posición impenitente en el sector crítico social, el del (-3) sigma, que intentaré que siga siendo la seña de identidad de este blog, víctima inocente de la errática mente de su autor.

Y aviso para navegantes, este personaje que se autoinculpa de ser el autor material de las entradas suele tener días eufóricos pero también días prozaicos, días serenos pero también días tormentosos, días libidinosos pero también días ascéticos,… Como todo el mundo, vamos, con la diferencia de que el menda éste pretende hacerlo blog. Otra cosa es que venga alguien a leerlo, que eso es otro cantar.

Muerte en el pasillo

En la ficha de ingreso rezaba un nombre, Francisco, pero una llamada telefónica previa me aclaraba que había llamarla Paqui y darle una habitación individual. No podía compartir dormitorio con un hombre porque él no era un hombre, ni con una mujer porque ella no era una mujer.

- ¡Enfermero, guapo!-, gritaba por el pasillo cuando me veía, haciéndome pasar la vergüenza más grande.

El sida fue el precio que pagó por su intento de reconvertir su cuerpo, que daba realmente pena ver, tan sólo un manojo de huesos débilmente articulados configurando un esperpéntico 'protodifunto' que nadie sabía cómo ni por qué continuaba vivo y sonriente. Incluso cuando la 'castigábamos' con nuestras técnicas más dolorosas, reía y hacía bromas, lo que todavía me angustiaba más. Aún recuerdo aquel día que sabía que le íbamos a pinchar en el sacro para biopsiarle la médula y nos recibió con un tanga estampado de leopardo.
Los últimos días que estuve en la planta de Infecciosos a Paqui se le colapsó un pulmón y hubo que introducirle un tubo de plástico en el costado conectado a un frasco. Con él paseaba por el pasillo como si fuera un bolso, a sabiendas de que aquello podía ocasionarle un disgusto y cuando la recuerdo, siempre me viene a la cabeza aquella Paqui adosada al tubo con el recipiente colgando dando vueltas y vueltas por el pasillo con su tristeza infinita pero siempre con ganas de guasa.
Una noche la encontraron muerta en el pasillo con la sola compañía del tubo de plástico pegado al frasco y que se había arrancado del costado. En su cuerpo pálido resaltaban en la penumbra los colores vivos del tanga estampado de leopardo.


(A Theo, por su sugerencia y a Cati por el palabro 'protodifunto')

miércoles, diciembre 2

Maniobras de reanimación

He metido usuario y contraseña y durante los segundos de espera de la apertura ha sonado un tic-tac en un fondo de cuenta atrás que un profundo sueño me ha impedido escuchar entera. Diez…, nueve..., ocho...

- Veamos, lleva varias semanas de inactividad en la blogaysfera, señor… no sé ya como llamarle.
- Runagay. Pero ¿quién es usted?
- Soy responsable de Vigilancia de Actividad de Blogger.
- Está bromeando, claro.
- En absoluto, y de esta entrevista dependerá su continuidad. Durante su stand-by hemos revisado lo que usted denomina muy acertadamente ‘engendroblog’.
- No me parece demasiado serio esto.
- Pues no es precisamente usted un modelo de seriedad, con cuatro cambios de nombre y de rumbo editorial en tan sólo nueve meses. Y no olvidemos los otros tres blogs que tiene abiertos y titulados, a ver…
- Vale, no siga, puede que lleve razón.
- Vayamos al grano entonces. ¿Por qué dejó de publicar?
- Últimamente escribía mirando a otros más que a mí mismo.
- ¿Y qué ha de malo en eso? Muchos lo hacen.
- Sí, pero no es lo que yo quiero.
- ¿Y ya sabe lo que quiere?
- No, tan sólo sé lo que no quiero.
- No parece aclararse…
- Es verdad, no lo tengo claro.
- Pues si no comienza la actividad en una semana, señor Runagay, se cerrará su blog con el cartel de revisión debido a una posible infracción de las Condiciones del Servicio de Blogger. Usted verá. Y ahora, cuando escuche “tres”, se despertará frente a la pantalla de ‘Creación de Entradas’. Uno,…, dos,…., tres.


domingo, noviembre 29

Nice and easy...Nice and rough!

Si este blog arranca de nuevo, probablemente tenga un hueco para los fósiles. La idea me la dio esta 'negraca' incombustible a la que adoro y con la que empezaría esta prehistórica sección, pero dado que hace un par de días ha apagado las 70 velitas de una tarta no he tenido paciencia para esperar a ver si este engendroblog revive o no.
Así que, con atrezo bloguero apagado y todo, con todos ustedes doña Tina Turner, con 70 años en el carné y más de 50 'on stage' y haciendo una versión tan genial y tan vieja como ella misma de un tema de los Credence, también ellos muy mayores ya. Y como viene repitiendo la Acid Queen durante décadas "this is the way we do...Proud Mary".

PD. Una lástima que siempre lleve bailarinas en lugar de bailarines.




miércoles, noviembre 25

El complot mediterráneo

Para Chevy, Theo y Xim y su cariñoso complot mediterráneo para darle energía a este engendroblog. También para los treinta y tantos seguidores, para quienes comentáis habitualmente y para quienes aterrizáis de vez en cuando anónimamente.



sábado, noviembre 14

lunes, noviembre 9

Turn off in progress (y III)




Queridos extraterrestres, comienza la cuenta atrás. Iré dejando imagen y sonido del viaje y mantendré el contacto. Y si todo sale bien, volveremos a bloguear juntos.


viernes, noviembre 6

Turn off in progress... (II)

Nueve meses han pasado. La gestación ha terminado y durante ella nunca he dejado de preguntarme, por qué, para qué, por quién y para quién. Nunca he tenido las cuatro repuestas juntas a la vez y siempre he quedado cojo a la hora de seguir pero, a estas alturas, casi nunca encuentro respuesta.
En estas circunstancias suele tirar uno del Analytics para darse un refuerzo positivo, pero el aumento de visitas y seguidores tampoco consigue hoy levantarme el ánimo.
Hay otra cosita, un complejo que no puedo quitarme de encima, como sentirme pez fuera del agua, como invitado a un club pero con la venia de sus miembros y no por derecho propio. Ya sé que es una gilipollez pero así son los complejos: una gilipollez.
Me siento agotado, pero no de cansado sino de gastado. Lo que fluía al principio ahora es pegajoso y lo que antes nacía fresco ahora es rancio.
La teatralidad de la despedida no era sino para quitarle mecha al asunto y, bueno, aprovechar hasta el último momento para jugar a bloguero...

(continuará...y concluirá)

viernes, octubre 30

El triunfo de Baco



Ayer me reconcilié con el viejo. Hacía casi diez años que no nos veíamos y ayer tuve la oportunidad. Allí estaban todos, orgullosos, esperándome para emocionarme como sólo ellos saben hacerlo y bien que lo consiguieron.
Iba solo, la primera que nos vemos a solas ellos y yo, Diego, Joaquín, Doménikos y Francisco. No me importa que se me pongan los pelos de gallina en público pero las lágrimas, bueno las lágrimas tengo que hacer esfuerzos para contenerlas. Al final, lo consigo, como siempre. Cuando salgo del templo del arte siempre me asombro de cómo esa panda de artistas muertos puede emocionar tanto a tantos, que quedamos embobados ante tanta belleza.
Una de las obras en las que necesito babero es Los Borrachos que es la responsable de este post que, aunque empieza solemne, terminará indudablemente irreverente. Estaba yo cariacontecido frente a Baco y su iniciado cuando me percato de que la escena bien podría tener una interpretación distinta de la oficial y es por lo que lo traigo al blog y dejar que vuele vuestra imaginación, o vuestra perversión, y la comentéis si queréis, claro.




martes, octubre 27

Gestalt

"Tengo que entrar todos los días. Es inevitable. Bueno, casi todos, que no siempre está el campo despejado. Inconvenientes del armario, ya se sabe. A veces no puedo resistir y me arriesgo a ser descubierto, pero entro.
Allí están todos. Sé que están aunque no los vea, sé lo que dicen aunque no los oiga, se lo que quieren..., lo que queremos, y nos lo damos mutuamente. Sólo hay hombres que entienden, que necesitan, que piden y que dan.
Allí, en al más absoluto anonimato, somos lo que queremos, contamos y escuchamos penas y alegrías, amores y desamores, confidencias y noticias, éxitos y frustraciones.
Allí se detiene el tiempo y el espacio, o más bien, dejan de existir, porque cuando entro dejo de ser material. Podría resultar algo agradable pero siempre termina dejando un vacío inmenso cuando salgo de allí. Es como una adicción."

El terapeuta ha disimulado mal mientras leía el texto que me había pedido que le llevara. Yo diría que lo ha leído varias veces.

- Perdone, pero estoy dudando si se está refiriendo a un cuarto oscuro o a una secta de homosexuales.
- No exactamente, pero algo hay. Escribo un blog.



domingo, octubre 25

Recuerdo de gatos

Cats fue la obra más exitosa de Andrew L. Webber a pesar de ser la de más pobre argumento, constando de una sucesión de números musicales encadenados por una trama insulsa. No obstante, tuvo una dirección musical y artística inmejorable y una aria, Memory, que fue éxito mundial destacando sobre el resto de las piezas de la obra, fallo a mi parecer que comete este autor en varias de sus óperas.
Así que, ladies and gentlemen, la voz de Elaine Page cantando Memory...




jueves, octubre 22

Sadomaso.

Estoy recostado en el sillón negro. Él me ha dicho que me tire en él y yo he obedecido. Estoy muy tenso y lo ha notado.

- Relájate. Sólo te dolerá lo que puedas soportar y pararé hasta que te repongas. Luego, continuaré hasta terminar.

Pero no puedo relajarme. Sé que estoy allí porque quiero, porque lo necesito, y sé que él sabe controlar la situación pero siempre siento el mismo miedo. No es la primera vez ni será la última.
Me ilumina con un foco potente que me ciega. Apenas puedo verle la cara pero en cambio puedo ver todos los movimientos de sus manos, que manejan con destreza todos los artilugios que utilizará conmigo. El sonido repetido de roces y golpecitos metálicos me acelera el corazón porque la sesión está a punto de empezar.

- Abre la boca... Más.

Me ha encajado la mordaza y ya no podré cerra la boca hasta que él quiera. Ahora puede meterme cualquier cosa sin que pueda remediarlo. He acudido allí para eso.
Ha empuñado el instrumento y se dirige decididamente hacia mi boca indefensa.

Al final, le dado las gracias porque ha hecho todo lo que esperaba de él. Pienso volver. Antes de salir, me ha dicho cuánto valían sus servicios.

- Son 60 euros la limpieza dental.




lunes, octubre 19

Jorgemiguel y los hombres casados

Érase una vez un hombre, Jorgemiguel, que nunca amó a las mujeres sino a otros hombres. En la escuela le llamaron mariquita, en el instituto maricón, en el trabajo ya no le llamaron nada pero le miraron raro y sus amigos, aunque amigos, evitaron siempre quedarse a solas con él.
Aunque todo el mundo supo siempre de qué pie cojeaba, no ofreció su espalda desnuda hasta bien entrada la veintena por creer que no estaba seguro de su condición, pero desde aquella vez en que todas sus dudas se desvanecieron siempre buscó y buscó su príncipe azul. En discotecas, en bares, en cines, en saunas,... ni un sólo ambiente quedó por escrutar, pero siempre sin éxito.

Cansado de tanto petardeo y con los cuarenta más que cumplidos un día creyó encontrar un filón sin explotar. Eran legión en el chat aquellos hombres casados que buscaban sexo discreto y fue allí que decidió echar el anzuelo.
Antonio tenía dos niños, que él prometió querer como propios, y era tímido pero muy cariñoso. Al año de tener relaciones salió del armario y dejó a su mujer, pero fue para irse con otro hombre dejando a Jorgemiguel totalmente desolado.
Paco no tenía hijos y era un fenómeno en la cama. A él le prometió compartir su herencia cuando fueran pareja pero aquello le pareció ir muy rápido y desapareció.
Andrés dio la espantada al cabo de dos años, cuando ya lo creía enganchado, porque fue descubierto por su mujer y eligió el camino fácil para salir del apuro.

Entró en los cincuenta completamente destruido por dentro, con la agenda llena de amores frustrados y con el deseo enfangado por orgasmos fugaces en lugares sórdidos. Y siempre volviendo a casa con el alma rota y aquella melodía metida en la cabeza...

Dont let the sun go down on me
Although I search myself, its always someone else I see
Id just allow a fragment of your life to wander free
But losing everything is like the sun going down on me


video

viernes, octubre 16

Versos tardíos

Llevo un cuarto de hora mirando la ventana de Nueva entrada del blogger.
Es tan tarde y estoy tan cansado... Y lo peor es sentir esta derrota sin haber peleado por nada.
Es tan tarde y estoy tan cansado... y lo peor: de nada en particular, quizá de todo en general.
Hoy mis blogamigos han estado brillantes pero tampoco he podido disfrutarlos pues es tan tarde y estoy tan cansado...
Por más que quiero dedicarte este día en mi bitácora me resulta del todo imposible. Y es que es tan tarde y estoy tan cansado...
Y lo peor es este amargo sabor de lágrimas que no se derraman. Hasta para soportar esto es tan tarde y estoy tan cansado...
Hoy mis dedos no brillan sobre el teclado y lo peor es sentir que te he perdido de antemano. Sin haber peleado.
Y es que, amor, me has llegado tan tarde y estoy tan cansado.


martes, octubre 13

Cerveza

Me lo había pensado muchas veces dado el perfil tan atípico del personaje. Sus párrafos del messenger eran todo un poema, y no me refiero a versos, con faltas de ortografía, dicción deficiente, escasez de vocabulario,... Vamos, casi un analfabeto.
La cosa no mejoró cuando encendió la cámara. Allí apareció, de pronto, con una bata cruzada con solapa de esmoquin con algunas pelotitas de esas odiosas debidas al roce, peinado con raya al lado estilo 'primera comunión' y esbozando una sonrisa forzada. Para ese momento ya me había arrepentido varias veces de haberlo agregado pero al llegar el momento de "ponte de pie y ábrete la bata", cambié de opinión pues aquellos calzoncillos blancos del Carrecuatro podrían contener prometedores momentos de cama.
Yo pedí café solo, como siempre, pues tengo el pálpito absurdo e infundado de que me trae suerte y él una cerveza, dejando así bajo cero cualquier grado de glamour por su parte. Subí a su piso con la única esperanza ya de "bueno, ya que estamos aquí no nos vamos a ir con las manos vacías", y el inmueble no defraudó las expectativas que tenía, visto lo visto.
Pasé a la acción rápidamente para olvidar el entorno, la conversación, el estilismo y la decoración y fue entonces que él, cuerpo a cuerpo, sacó no sé de dónde un arte de amar en estado puro como jamás había conocido. Manejó su cuerpo, y el mío, con la destreza y habilidad que le faltaba en todo lo demás llegando a desear que aquello no terminara nunca.
Pero claro, la tarde acabó. Fue todo tan dulce y tan intenso que me fui de allí con la intención de volver. Y cuanto antes. Pero en la siguiente sesión de chat me dijo que yo no le había llenado del todo en la cama y que además, era un poco cursi.
Y así, me quedé desolado, entre otras cosas porque tenía razón.


lunes, octubre 5

Whatsisname, el giocondo

La sala está llena de uniformes blancos, de voces deseosas de expulsar precipitadamente información y de oídos abiertos de par en par. Yo, aunque también de blanco, estoy como invitado, pero tú esperas tu turno para contar lo interesante a quienes te relevan. Enseguida he reparado en ti. Y tú en mí.
No nos habíamos visto antes a pesar de trabajar tan próximos y por eso he pensado que la curiosidad ha hecho que nos hayamos cruzado varias miradas giocondas. Pero cuando el tiempo se ha enlentecido, las voces se han emborronado perdiendo significado y nuestras miradas se han mantenido pegajosas venciendo las interrupciones de los compañeros moviéndose inquietos entre nosotros, he llegado a sospechar que no es cuestión de curiosidad.
Mientras estimo que tu edad es poco más que la mitad que la mía presencio tus gestos y tu voz dirigidos a otros, pero tus ojos continúan siendo míos. Y los míos tuyos.
Alguien te ha preguntado por tu mujer y has aprovechado para romper esta continuidad. Alguien me ha preguntado qué hacía allí y le he dicho que mañana empezaba a trabajar con ellos. Con él.
Una última mirada de despedida. Esta vez corta. Es que nos esperan en casa.

domingo, octubre 4

Entrada 100: el tópico.

Siete meses, tres títulos, dos cabeceras, dos seudónimos. Cien entradas. Diferentes rumbos con diferentes velocidades de crucero. Temas que se agotan y temas que manan nuevos. Dos intentos de ejecutar la secuencia Eliminar blog- Aceptar. He aquí la estadística de este engendroblog esquizogay.
No pienso en si habrá más meses, títulos, seudónimos o entradas. Ni si habrá más intentos de secuencias ejecutables. Tampoco pienso ya en encontrar blogopersonajes homólogos, más bien homologays, pues ya perdí toda esperanza.
Sólo pienso cada día en abrir esta ventana ¿virtual? y que me dé en la cara el aire fresco de vuestras historias, sentimientos, creatividad,... Sólo quiero esto y cada día lo tengo y pienso que esto es más grande de lo que torpemente puedo llegar a expresar .

sábado, octubre 3

Wond´ring aloud

Ian Anderson, alma de Jethro Tull, recuerda esta cancioncita que compuso cuando todavía tenía pelo haciendo una versión intimista aunque calcada del original. Tres violines, un cello, un piano, una guitarra y una voz madura, quizás no tan potente, pero conservando todos los matices, preguntándose en voz alta si los años nos tratarán bien...


Wond'ring aloud --
how we feel today.
Last night sipped the sunset --
my hands in her hair.
We are our own saviours
as we start both our hearts beating life
into each other.

Wond'ring aloud --
will the years treat us well.
As she floats in the kitchen,
I'm tasting the smell
of toast as the butter runs.
Then she comes, spilling crumbs on the bed
and I shake my head.
And it's only the giving
that makes you what you are.

jueves, septiembre 24

Aniversario

Hace mucho de aquel día tan señalado. 'Señalado' es un epíteto neutro, o sea, ni bueno ni malo... sino todo lo contrario. Bueno, era bueno en aquel momento, pero lo que hoy es genial mañana puede resultar fatal. Pero tampoco ese es el caso. Bueno, no estoy seguro.
Y hace tanto, tanto de aquello que alguien ha pensado que la efemérides podría ser susceptible de celebración. Yo no lo veo tan claro pero acepto, así que me persono en un cortinglé dispuesto a echar la tarde en la agencia de viajes. Me siento enfrente de un tío 'trajienchaquetado' que no es guapo ni feo, pero a mí es que los dependientes jóvenes de los cortingleses me ponen. Y este reúne el perfil.

- Buenas tardes. ¿Qué deseaba?
- La verdad es que no lo tengo nada claro. No sé si podría ayudarme usted.
- Dígame por lo menos el motivo del viaje.
- Es nuestro enésimo aniversario elevado a logaritmo neperiano de x.
- ¡Qué romántico!
- ¿Usted cree?
- Hombre, que sigan enamorados después de tanto tiempo...
- Dejémoslo tan sólo en "sigan después de tanto tiempo..."
- Entonces, ¿no querría por ejemplo Venecia o Paris?
- Hombre, yo preferiría Mykonos.
- Perdón, había supuesto que eran una pareja hetero...
- Oficialmente lo somos, pero el ser humano es tan diverso, ¿no cree?.
- Verá, creo que no podré ayudarle.
- Vaya, y yo que le iba a preguntar si querría tomarse un café conmigo cuando termine su turno.

lunes, septiembre 21

Piscina de otoño

Otro septiembre más. He regresado al club de los espaldas lisiadas, al gorro de silicona apretado y al bañador ceñido que marca, sobre todo, el inicio indeseable de la curva de la inactividad (me niego a llamarla de la felicidad). De vuelta a las miradas de reojo, a los cuerpos de vestuario, a las figuras enjabonadas, a los silencios espesos.
Hay mucho vapor, los cuerpos se difuminan pero consigo a duras penas identificar al tipo canoso con cuerpo de infarto, pero con cara de darte un infarto, calentando antes de lanzarse a la piscina. Verlo de espaldas hacer estiramientos te puede provocar una erección pero en cuanto se gira consigue acabar con ella con un sola de sus sonrisas.
El monitor es otra cosa. También me cuesta identificarlo... Ah, sí , míralo, cómo se puede ser tan guapo en esta vida, tanto que se le perdona ese poquito de ojo vago que hasta te resulta encantador, y cómo se puede estar tan bien hecho, con esa piel morena todo el año y sin ultravioletas, que hasta se le perdona que no sea demasiado alto. Parece que se está quitando la camiseta.... joder, acércate...
Frunzo el ceño, aprieto los ojos y nada...no consigo ver con claridad. El canoso charlando con el monitor sin camiseta en plena coreografía en el borde de la piscina y yo, aquí, chapoteando de lejos y con mi miopía a cuestas. Las próximas gafas de natación van a ser graduadas porque esto es un sinvivir.



jueves, septiembre 17

Cuernos mentales


- Padre, me acuso de haber pecado.
- No es cristiano acusar. Y no haga diagnósticos precoces, buen hombre, que yo soy el profesional, diga mejor "creo que he pecado".
- Padre,... creo que he pecado.
- Mejor. A ver, dígame qué le pasa.
- Verá... es que he deseado sexo fuera del matrimonio.
- ¿ Y quién es la otra mujer, buen hombre?
- Pues el caso es que no deseo a otra mujer sino a... un hombre, Padre.
- Estooo... no estoy seguro de que eso sea pecado...a ver, espere que lo consulte...
- ¿...?
- Aquí dice "no desearás a la mujer del prójimo", no al marido de la prójima, por tanto puede desear al hombre que le parezca sin temor a condenarse, buen hombre. Así que buenas tardes y dígale al siguiente que pase.
- Pero Padre... es que yo me siento mal... necesito que me dé el perdón y la penitencia.
- No me diga cuál es mi trabajo. Aquí no podemos dárselo porque no hay pecado que valga. Lo mismo tiene usted una crisis de fe. ¿No se estará convirtiendo al Islamismo?
- No podría convertirme a otra religión, Padre.
- No veo por qué no. Las hay hasta más atractivas que ésta.
- Sí, pero tendría que seguir viniendo a esta iglesia, Padre, porque el hombre al que deseo... es usted.

lunes, septiembre 14

L´Avagelio

Contemporánea de Hair pero sin tener nada que ver (¡oops, un pareado!) encontramos en el baúl de los recuerdos otro musical exitoso de épocas pretéritas que no cae en el ólvido de productores yanquis, ni en el mío tampoco. Para poder digerirlo hay que ignorar un poco los diálogos y los lyrics y disfrutar con las canciones en sí mismas, un poco como hacíamos con los Beatles sin saber inglés.
Godspell es una versión naíf del evangelio de Mateo y que, a los ojos y oídos irreverentes de alguien que arderá eternamente como yo, sólo merece la pena verlo y escucharlo por la música. Encontrar algo actual de él que fuera en teatro y con sonido decente ha sido tarea ardua y para poder incrustar la canción que buscaba hay que aguantar algunas notas desafinadas. Hay otros temas mejores pero la letra de By my side, aparte de no tener apenas referencias bíblicas, me viene estupenda para dedicársela a un chico isleño monosílabo y con 'mala pata' que reposa pacientemente a que el titanio le devuelva pronto la normalidad.




Where are you going?
Where are you going?
Can you take me with you?
For my hand is cold
And needs warmth
Where are you going?

Far beyond where the horizon lies
Where the horizon lies
And the land sinks into mellow blueness
Oh please, take me with you

Let me skip the road with you
I can dare myself
I can dare myself
I'll put a pebble in my shoe
And watch me walk (watch me walk)
I can walk and walk!
(I can walk!)

I shall call the pebble Dare
I shall call the pebble Dare
We will talk, we will talk together
We will talk (chorus) about walking
Dare shall be carried
And when we both have had enough
I will take him from my shoe, singing:
"Meet your new road!"
Then I'll take your hand
Finally glad
Finally glad
That you are here
By my side

By my side
By my side
By my side

(Spoken- Judas)
Then the man they called Judas Iscariot
Went to the chief priests, and said
"What will you give me to betray Him to you?"
They paid him thirty pieces of silver.
And from that moment, he began to look out for an opportunity
To betray Him.

By my side
By my side
By my side
By my side

domingo, septiembre 13

Vértigo

Pasan sólo unos segundos y el espectáculo más relajante y sugerente se convierte en magnético e inquietante.
El viento que agitaba las olas también revolvía las canas de aquel hombre asomado al malecón que perdía su mirada en la espuma bravía. La fuerza de la gravedad se hizo súbitamente más presente y le invitó siniestramente a recorrer el precipicio y reunirse con su destino en la geometría de hormigón bañada por el mar. El vértigo se hizo insoportable cuando creyó reconocer en aquel vacío todos los errores y frustraciones de tantos años y quiso acabar pronto. Entonces una mano le atusó las canas despeinadas por el viento y le devolvió su centro de gravedad, recobrando aquel paisaje parte de su belleza. Sólo parte, porque entre los bloques de hormigón seguían escondidos sus errores y frustraciones de tantos años.


domingo, septiembre 6

Muerte en Venecia

Matrices, derivadas, integrales. Axiomas, teoremas, corolarios. Miradas, roces, silencios. Esta hora espesa, mezcla de teoría y problemas, de ojos y manos, de mente y entrepierna, se me hace tan cuesta arriba como aprobar.
Nunca sé cómo entender el razonamiento lógico, la reducción al absurdo, la inducción de n a (n+1). Tampoco entiendo las señales, o no, que tu cuerpo, tu voz, tu aroma emiten buscándome como objetivo. En cualquier caso, la mesa que siempre nos separa es un universo delimitado cruelmente por premisas, demostraciones y conclusiones que distancian hasta el infinito este espacio que yo desearía reducir hasta el infinitésimo.
Cuando Riemann, Boole y Galois hablan machaconamente por tu boca a mí se me vienen, por semejanza, las imágenes difuminadas de la peli de Visconti, de Tadzio y Gustav envueltas con música de Mahler, con la pasión de sólo ida, y las proposiciones lógicas rebotan en mi cabeza y se pierden en el espacio infinito que nos separa. "Gustav, soy Tadzio, y no sabes cuánto te deseo", no dejo de repetir en silencio.
Y cuando dices hasta mañana, Gustav, me dejas solo, con Mahler retumbando en mis oídos y Venecia reducida a una habitación de piso de estudiantes hirviendo de pasión y matemáticas.


sábado, septiembre 5

Sexo sucedáneo

La casa amaneció en un silencio que no se sentía desde hacía meses. Estaba solo y se puso manos a la obra. Desayunó, ordenó la casa y preparó el almuerzo pronto, así tenía toda la mañana para él. Ansioso, encendió el ordenador. Inició el eMule y empezó a bajarse alguna peli lo más cerda que encontró y mientras tanto empezó a retransmitir con la webcam en Cam4 para continuar visionando videos en Dudevu y en xTube_gay, para entrar en calor. Sus 'amigos' de los messengers de MSN y Yahoo no estaban disponibles así que empezó por ponerse cómodo y centrado en la cam mientras empezaba a masajearse la polla, flácida en ese momento.
La mañana transcurría sin que nadie mostrara interés en aquel hombre maduro que periódicamente se acariciaba la entrepierna, para no perder tono, y aquello empezó a molestarle pues cada vez quedaba menos tiempo para que todo se convirtiera en calabaza. Sonó el timbre de la puerta y tuvo que recoger de repente la cam y colocarse las bermudas que dejaban entrever la semierección provocada por tanto masaje reiterado e inútil. Era un vendedor y no abrió. Al momento volvía a estar masajeándose frente a la webcam buscando desesperadamente una polla amiga que le acompañara al clímax.
El tiempo se agotaba y aquel calentón había que resolverlo de cualquier manera ya, así que recurrió al sistema de emergencia de las salas de chat de Yahoo Messenger llenas de sudamericanos calentorros ávidos de pollas. Metió la frase protocolaria, "tengo la cam abierta a todos y doy leche", y al minuto tenía varios mirones que le jaleaban mientras se masturbaba.
Apagó la cámara y se limpió, que no le gustaba limpiarse a la vista de los mirones pues le parecía eso demasiado íntimo, fíjate qué cosas. Despejó toda la habitación de restos de 'actividad sexual' y esperó a que llegaran los niños del colegio. Su mujer llegaba más tarde y esperaba que no trajera ganas de follar.
Mientras tanto, puso a calentar la comida a fuego lento y hojeó el calendario tratando de calcular cuando dispondría de otra mañana libre para el sexo sucedáneo.


viernes, septiembre 4

Hair

Se estrenó hace más de 40 años, cuando había cosas por las que luchar y protestar y ganas de hacerlo. Hoy se repone en Broadway y obtuvo 8 nominaciones y un premio en los Tony Awards. Lo friqui de este video es que como no he conseguido imágenes del teatro os invito a una muestra en un programa de TV, eso sí, del cast original. Ya no se hacen cosas así, ains,... cómo me hago mayor.





lunes, agosto 31

Love me tender

Desde un quinto piso y de noche todos los gatos son pardos. Bajo la luz anaranjada de la farola dos chicos adolescentes charlaban entrecortadamente cuando uno de ellos cogió la mano del otro en actitud inequívocamente cariñosa, y yo me quedé con la respiración entrecortada porque no era muy tarde y pasaba gente todavía por la calle. No es corriente en mi calle, en mi ciudad, un espectáculo así, y digo espectáculo en sentido de espectacular, pues a aquella escena sólo le faltaba la música romántica para parecer de cine.
Los chavales empezaron a darse caricias con sus lenguas y a mí se me saltaron las lágrimas de emoción porque la gente pasaba y no decía nada, ni siquiera una mirada de desaprobación, nada. Cuando llevaban un rato así, tanta normalidad empezó a incomodarme y empecé a sospechar que algo de lo que estaba percibiendo no podía ser, y poco a poco el espectáculo rechinaba de tan paranormal que me resultaba. Como cuando los músicos de una orquesta tocan anárquicamente antes de que el director levante la batuta.
Desde el balcón del quinto piso tan sólo esperaba ya que se resolviera el misterio. En un momento dado y desde la esquina de la calle alguien gritó dos nombres y los jovenes amantes volvieron la cabeza sintiéndose identificados.

- ¡Alberto... Carmen, vamos que os estamos esperando!

Y yo, desde el quinto piso, continuaba queriendo ver a dos hombres en aquellas dos figuras anaranjadas que se levantaban del banco y dejaban de besarse. Y es que la esperanza de un mundo mejor nunca debe de perderse.






martes, agosto 25

Miradas de metro












Próxima parada... Gran Vía...correspondencia con... linea 5.
Varias veces al año visito la capital del reino pero a un tipo de provincias como yo le sigue costando mucho pasar del asiento AVE con sonrisas laborales de azafatas Cremonini al equilibrio inestable del balanceo ruidoso del metro, del relax con auriculares y revista Paisajes al estrés de vigilar maleta, cartera y no caerme. Y no pasarme de estación, por supuesto.
Nunca termino de acostumbrarme a los aislados, que son casi todos, que viajan en metro con sus mp3 +libro o trasteando en su móvil todo el trayecto o con la mirada absorta en su propio reflejo en el cristal de la ventana... No envidio nada vivir en esta jungla, de verdad.
En Gran Vía... correspondencia con linea 5, que significa que hay que pasear por varios pasadizos alicatados y sucios antes de subir al tren que te lleva al destino. No me esperaba oir aquello: "próxima estación....Chueca". No sé qué esperaba que me sentí como decepcionado, quizá la cabalgata del Orgullo Gay o algo así pero lo cierto es que era una estación de metro más. No obstante miraba las caras de la gente del andén buscando esa mirada de 'entendimiento' y la encontré. Te encontré. Algo mayor pero no demasiado para mí, algo desaliñado pero no demasiado para mí, algo canoso pero no demasiado para mí... Tú, en el andén, yo, en el tren, tú solo, yo no. Fueron unos diez segundos hasta que se oyó el silbato y se cerraron automáticamente las puertas pero en esos diez mágicos e interminables segundos nuestras miradas permanecieron pegadas. El tren había arrancado y seguimos pegados por la mirada hasta que la oscuridad repentina del túnel me devolvió mi rostro en el cristal de la ventana.
Tus ojos grabados en la retina me duraron todo el trayecto e imaginé todo lo que me dijiste con esa mirada de diez segundos y tuve que ocultar mi excitación con la maleta en aquel tren lleno de miradas de mp3+libro y dedos picoteando teclas de móvil.



jueves, agosto 20

Eleanor Rigby

Algo que me apasiona de la música pop-rock es el uso de instrumentos clásicos en los arreglos o en los solos. Hay cantidad de ejemplos que recordar pero quisiera empezar hoy con un clásico de los Beatles (soy mucho de Beatles y muy poco de Rollings, y no pido perdón por ello), una canción triste donde desaparece toda referencia musical del pop de la época y donde suenan sólo violines, cello y voces. Una historia de corazones solitarios, algo que todos llevamos dentro en mayor o menor medida.




Y para melómanos aquí os dejo la música sin las voces, toda una delicia.


domingo, agosto 16

Día balance.


Hay días que yo llamo balance. Sí, hombre, de esos en que desde por la mañana temprano no haces más que poner pros y contras en los platillos de una balanza imaginaria que nunca termina de bascular o, peor, termina por desplomarse en el de los contras. Otra imagen muy gráfica de esto la dan los 'debe' y 'haber' de los contables y los 'saldos' finales.
Continúa el proceso en el coche, el trabajo, la cafetería,... toda una tarea absurda y lidiosa llegando lo peor al hincar la cabeza en la almohada.
Que por qué dejamos aquel novio, que por qué nos metimos a cura, que por qué lo hicimos a pelo aquella vez,... que por qué no salir del armario. Como si las moviolas sirvieran de algo.
Se intenta de todo, escuchar música, tocar música, abrir este blog de contrabando, leer y comentar a los incondicionales que tanta paz me dan tantas veces, pero en estos días balance, como el de hoy, no sirven subterfugios y mucho me temo que recalentaremos la almohada.
Después de tanta cefalea, neuralgia, migraña, jaqueca y dolor de cabeza tan sólo me quedará, como tantas veces, la extraña certeza de que esta noche, con tu cuerpo pegado al mío, todo se desvanecería como la niebla bajo el sol.



sábado, agosto 15

Xim

Tierno, cercano, sincero, cariñoso, sensible,... Y a la vez, gruñón, visceral, exigente, tenaz,... Bueno eso es lo que transmite con su blog y con sus comentarios en los nuestros porque realmente no tengo la oportunidad de tenerlo enfrente y percibir qué transmite este isleño que se ocultaba tras Joe D´Alessandro y que ahora nos enseña un ojito enfadado a modo de guiño cómplice.
Tengo que decirle que, aunque no se sea quien más me visita ni quien más me comenta, es el más omnipresente por la fuerza que desprende. ¿A quién se le ha ocurrido contar los días que llevaba sin postear?¿Y a quién protestar por la música que embuto en mi blog?.
Siento que te duren tan poco los novios, dearest, lo mismo es que no sabes escoger bien... además, que le den por c*lo a los novios, valga la redundancia, qué manía esa tan antinatural de emparejarse... Respira hondo y disfruta de la libertad/soledad. Te rodea el mejor paisaje para ello.

PD. ¿Xim es nombre, diminutivo, apodo,...?. Tender kisses y una promesa de visita si aterrizo alguna vez por allí.



jueves, agosto 13

Superstar

Nueva entrega de friqui-musical ante la astenia neuroestival que vengo padeciendo. La superestrella no es más que la ópera rock JCS de la que pongo un video de la peli de 2000. El personaje de Judas, verdadero protagonista de la obra, lo veo yo un tanto coladillo por Jesús, no sé si tan sólo ideológicamente o algo más...

martes, agosto 4

Yo loo blogs

Decididamente que yo no podría manejar un blog como algunos de los que he visto por la blogosfera, especialmente los exitosos.
Pensar en tener que 'postear' diariamente me crea angustia porque no siempre tengo cosas que contar. Otros, en cambio, tienen habilidad para hacer un post de cualquier cosa.
Tener cientos de seguidores, menuda angustia,... yo no podría acordarme de cada cual. He visto entradas con más cien comentarios, diosmío, pero si es como otro blog dentro del blog. Yo no ganaría para ibuprofenos.
Tampoco podría crear mi propio premio. Para eso habría que leer decenas de blogs, menuda tarea, y qué complicado con todo lo que hay pululando por ahí. Eso contando sólo la blogayesfera, que si nos metemos en la general sería para volverse loco. Ah, y además habría que idearle un diseño original y con clase...menuda pereza.
Para rematar la faena no puedo relatar mis hazañas sexuales porque follo bastante poco, bueno algo menos y no puedo poner muchos videos musicales porque me estanqué en los '70.
En resumidas cuentas, que para triunfar con mi engendroblog tendría que actualizar mis gustos musicales, leer blogs y más blogs, comentar en todos ellos y además comentar los comentarios del mío, escribir de muchos temas, no todos interesantes, buscar videos e insertarlos, buscar fotos e insertarlas, crear mi engendropremio y repartirlo periódicamente, recibir los que me dieran, que serían muchos claro, y cumplir las condiciones que imponen casi todos, halagar a cientos de seguidores, revisar el Google Analytics para saciar mi ego, ... Y además de todo esto, tendría que encontrar tiempo para escribir en mis otros dos blogs y, sobre todo, follar mucho.
Queridos extraterrestres, el día tiene sólo 24 horas.
Conclusión: seguiremos con nuestro modesto engendro seguido por un pequeño grupo de amigotes, regalando afecto como premio, contando lo que encuentre interesante y leyendo los blogs que me molen, y procuraremos follar algo más en el futuro. Pero no, no lo veo...

PD: Disimular la envidia corrosiva lo dejaré para más adelante.


martes, julio 28

Juanma (y II)

Domingo. Tres de la tarde. Cansado y bradipsíquico después de siete horas de intenso curro, muy intenso, como casi todos los domingos que me toca trabajar, por aquello de que hay el mismo trabajo que hay que resolver con la mitad del personal. Tiene que relevarme Juanma. Sí, el que tendría que estar prohibido pero no lo está. Esperaba verlo llegar con el aséptico uniforme sin forma o que deforma pero, claro, como todos los contratadillos de poco tiempo no tiene derecho a vestuario y se cambia en la planta. Por eso no he tenido más remedio que verlo aparecer con unos pantalones 'pirata' delatando la reciente depilación de piernas, que no sé imaginar hasta dónde llegará, y con una camiseta negra de tirantas enseñando... pues lo que enseñan esas camisetas y, sobre todo, cómo lo enseñan. La piel, el tatuaje del cuello y el cuerpo fantástico, los mismos que en Juanma (I)..., pero más a la vista.
Sí, estaba lento de reflejos y de pensamiento y eso ha dejado sin pestillo la puerta del armario.

- Hola, perdona, se me ha hecho un poco tarde-, ha dicho tras hacer la apoteósica aparición.
- Joder, que guaaa..-, he comenzado a balbucear.

En milésimas de segundo las neuronas del Consciente se han activado para intentar arreglar el inminente desastre de las del Subconsciente y le han sugerido terminar con "que guaaa...y", pero ha sido tan importante el 'shock' que al final la cosa ha quedado en "que guaaa...po".
Él no ha tenido ninguna reacción, disperso a su llegada ante aquel grupo de personas, pero mi cara de imbécil desconcertado no estoy seguro de que pueda olvidarla.
Ya más orientado he querido continuar con "que guaaapo... ese macuto", el que traía colgado de su hombro perfecto, pero convine inmediatamente en que añadir una guinda al "pastelazo" que había montado no iba más que a confirmar lo poco que oculta, a veces, un anillo de oro en el dedo anular.



viernes, julio 24

Juanma (I)

Debería estar prohibido tener 25 años, tener ese color de piel, ese tatuaje detrás de la oreja y el cuerpo modelado por el ejercicio recurrente.
Debería estar prohibido emanar la ternura del novato en el oficio, de preguntar tantas y tantas cosas tan de cerca, de mirar pidiendo socorro en cada minuto.
Debería estar prohibido tener el tono de voz capaz de hipnotizarme, la inseguridad capaz de hacerme sentir protector, la sonrisa capaz de hacerme patear la puerta del armario.
Debería estar prohibido que en la larga noche en el puesto de control pueda velar tu sueño, oír tu respiración, percibir una incipiente erección.
Pero nada de esto está prohibido, Juanma, y no sé cómo podré soportar otra noche así. Espero que te despidan pronto, amor.

martes, julio 21

Otro test

Éste de música. Os propongo una audición, cortita para no aburrir a electrónicos ni a postmodernos, y os autoevaluáis según el siguiente baremo:
  • Suspenso. No he oído nunca esta melodía.
  • Aprobado. Sé el título y el autor del clásico original.
  • Notable. Sé qué grupo setentero he escuchado.
  • Sobresaliente. Sé quién toca los teclados, que es bastante odiado actualmente por la comunidad internauta.
  • Matrícula de Honor. He aguantado los dos minutos y medio que dura el extracto.


sábado, julio 18

El fallo positivo

Con la falsa sensación de seguridad que dan la juventud, el alcohol o las drogas, o todas a la vez, hemos estado realizando prácticas de riesgo totalmente despreocupados. Por eso, cuando ha aparecido el primer síntoma nos hemos quedado sorprendidos y con cara de póquer, y aunque estamos seguros de que eso-a-nosotros-no-nos-puede-pasar hemos decidido ir al médico.
Es una consulta privada, por aquello de la intimidad y la privacidad, y el especialista nos atiende con sonrisa 'jesús-vázquez' mientras abre el sobre de los resultados. Nos dice que el análisis ha dado positivo pero que no debemos preocuparnos, que esto le pasa a mucha gente, que si bien esto es para toda la vida y te cambia toda la vida, seguro que pronto encontramos aspectos muy positivos en ello. Se ha despedido con un hasta pronto con la seguridad de que habrá más visitas en el futuro.
No sé lo que tendrá ella ahora en mente pero yo tengo muy claro que un embarazo no es lo que mejor nos conviene para nuestra relación.

viernes, julio 17

Cupido

Me has llamado sin conocerme de nada, y yo te he escuchado mientras nos mirabamos intensamente a los ojos. Me ha costado centrarme en lo que me decías y en lo que me pedías porque el color de tus ojos, de tu pelo y de tu boca me han nublado a ratos el entendimiento, por tu belleza tan fuera de lo corriente.
Te he visto triste y angustiado y, sin conocerme de nada, me has pedido ayuda y yo, totalmente abatido de fulminante amor, he sentido un irrefrenable deseo de recostarme en tu cama y quitarte el pijama azul, como tus ojos, y acariciar tu pelo, acariciarte entero, besar tu boca.
Sin embargo, no he tenido más opción que conectar el tubito de plástico a la conexión del catéter y dejar caer, gota a gota, el analgésico que te quitará el dolor.

lunes, julio 13

Al agua patos

Los nadadores no suelen tener unos cuerpos demasiado proporcionados, de hecho algunos parecen tener hasta branquias, como Michael Phelps. Pero queridos extraterrestres, ¿tienen ustedes algo que objetar a esta belleza nacional llamada Rafael Muñoz?




















El País, 12/07/09


viernes, julio 10

Bloody Friday

En un país donde la eutanasia le está negada a todo aquél que pretende acabar con su sufrimiento inútil e innecesario sin embargo se permite, se fomenta, se festeja, se publica y se organiza que un hombre acabe con su vida de forma cruel y absurda. Y todo por poco más de un euro, lo que vale un periódico enrollado.
¿Por qué allí donde una mujer no puede abortar por mor de los 'defensores de la Vida' un hombre puede acabar con su vida impunemente?


Sin copa de encuentro

Era la primera vez que acudía a la cita postmessenger sin cafetería previa, no es mi estilo pero eran exigencias del guión. Del director, más bien. Acudir a 'merendar' sin mi café solo me desorientaba un poco pero accedí de buen grado ya que un buen actor se debe a su guión y a su director, sobre todo si éste es un chavalote con el físico diseñado por los mismos dioses.
El 'cineasta' en cuestión me indicó su domicilio tras haberme dado previamente las instrucciones pertinentes de lo que iba a ser el encuentro: llegar, arrodillarme, mamársela y largarme. Y eso sería todo, sin palabras, sin música ambiente, sin créditos,... Por el camino iba pensando que tal vez sería una exageración, que habría algo de prolegómenos, no sé, para entrar en calor, me decía yo. Así que llamé al timbre convencido de la cosa no sería tan anodina.
"Hola", he dicho sonriendo pero él ha permanecido serio y mudo. Ya dentro ha hecho ademán de acariciarme la cara pero ha sido para indicarme que debía arrodillarme. He tenido el impulso de salir de allí pero al tener cerca aquella cremallera abultada he desistido y la he bajado sin que él tuviera que indicarme nada, bajándole los pantalones a continuación. A partir de este momento no he tenido opción de elegir. Tan sólo he procedido, he cumplido el guión.
De vuelta en el ascensor he ido pensando que no conozco el tono de su voz, tan sólo la severidad de su mirada y su sabor cálido en la boca, pues ha 'improvisado' ese final que no estaba pactado en el guión. Haciendo balance del encuentro he concluído que no me ha aportado nada en absoluto, sin embargo, y especialmente por eso, he decidido volver a ser el actor de este cortometraje de cine mudo en cuanto me lo pida el director.

miércoles, julio 8

Encuesta indiscreta

No tengo que explicar a estas alturas por qué mi avatar es un tío que oculta la cara hasta mirándose al espejo. Es obvio. Pero....¿what about you?. O sea, qué puede impulsar a tanto bloguero a no 'dar la cara'. Ojos de cristal, cómics, actores, portadas de CD, anagramas o simplemente nada...Incluso quien la da lo hace con 'fotochó'.
Como quiera que no entiendo nada, bueno 'entiendo' pero no, bueno que quien quiera que explique por qué no muestra su bello rostro. O sea.

domingo, julio 5

Joseph and the amazing technicolor dreamcoat

El título ya es lo suficientemente friqui por sí mismo pero hay que perdonarlo si tenemos en cuenta que Andrew Lloyd Webber escribió este musical con letra de Tim Rice con tan sólo 20 añitos y que técnicamente es impecable. En los paises anglosajones es tan clásico que se representa en los highschools en fin de curso, lo cual podéis comprobar en el TuTele. Yo os invito, de la versión cinematográfica, a 'Song of the King' que supongo que es lo mas digerible para todos los públicos pues es un rocanrol clásico.




viernes, julio 3

Pecado original

El parasol me protege del feroz mediodía.
El cuerpo, desnudo, la piel, morena por igual,
en los oídos, El Pájaro de Fuego,
los ojos, abrumados por el cielo más azul,
cruzado insistentemente por estelas blancas
cuyo rumor puedo escuchar
en los silencios de Stravinsky .
Mis manos reposan en la madera
del suelo recalentado
y a mis pies el agua quieta
que refleja potente el azul del cielo
y las cigüeñas que la sobrevuelan desinhibidas.
Fijo la mirada en la superficie del agua,
que permanece quieta, muy quieta,
como mis párpados que se niegan a pestañear
esperando que se produzca la tentación
para pecar en este oasis.
Los ojos resecos se me llenan de lágrimas
de tanto tiempo abiertos
y de la tristeza tan inmensa
porque de la superficie fría
no emerges tú, a quien espero.



lunes, junio 29

Capuchino.

Creo que lo ha pedido simplemente para que mi café solo resulte anodino en esta primera cita post-messenger. Bueno, en realidad la petición es acorde a su personalidad o, más bien, a lo que cuatro o cinco sesiones dejan entrever antes de precipitarse uno a un pre-encuentro de estos a los que solemos acudir como pavos reales con la cola abierta y vestidos, perfumados y adornados de todo lo que encontramos de firma por cajones y repisas.
El tío, en los chats previos, no ha exagerado en sus autodescripciones físicas ni ha mentido en sus intenciones de cama, y tampoco ha mostrado fotos diez años más joven ni veinte kilos más delgado. Esto es la primera vez que me pasa y de la agradable sorpresa inicial he pasado rápidamente a una incipiente preocupación. Porque, a ver, con 40 cumplidos y ese cuerpo verdaderamente divino, ¿qué necesidad tiene de acudir a los salones de chat para ligar?. En algún sitio está el fallo, me he dicho.
Finalmente he decidido dejar de pensar y acompañarle hasta su apartamento de soltero para que haga de mí lo que le dé la gana porque estoy ya que babeo por todos lados. En el ascensor he podido catar ya una degustación de lo que me espera y realmente la baba me traspasa los Calvin Klein generosamente y, cuando hemos entrado atropelladamente en el piso, con un movimiento bien ensayado me ha puesto de cara contra la pared, me ha bajado los pantalones y he podido sentirlo poderosamente a tavés de los CK. Entonces ha empezado a susurrarme con su boca pegada a mi cuello mientras empezaba a bajarme los slips, y ha sido cuando he confirmado mis temores sobre la sospechosa perfección de este semental.

- Bueno, tengo que decirte que yo no uso nunca condones. Supongo que no tendrás ningún problema.